Se esta mandando tu mensaje...

Noticias

Conoce la historia de Alejandro, participante en la Escuela de Oportunidades

Alejandro se define como un joven trabajador, positivo y constante. Una historia de superación personal que queremos contarte.

Antes de conocer la Escuela de Oportunidades, Alejandro tenía dificultades para expresarse con los demás y establecer relaciones sociales con normalidad, se definía así mismo como un “chico muy introvertido”. Sin embargo, la oportunidad que le brindó conocer y ser participante de la Escuela de Verano y más tarde de la Escuela de Oportunidades, supuso para Alejandro un importante reto personal y social que afrontar para abrirse a sí mismo y a los demás.

Los resultados de estos logros, reflejados en seguridad en sí mismo y confianza en sus compañeros y tutoras, han sido alcanzados gracias a un trabajo conjunto realizado entre profesores, familia, educadores y su psicóloga.

Alejandro es todo un referente a seguir por aquellas personas que quieren mejorar sus habilidades sociales, su positividad y trabajo constante, y que contagian al resto de personas de su entorno. Ahora él motiva a sus compañeros de clase, “les doy ese pequeño empujón que necesitan”, nos cuenta, hablando de su experiencia cercana a otros alumnos, en cómo han influido en él y en su manera de afrontar las situaciones sociales.

En cuanto a sus expectativas de futuro, Alejandro nos habla de su pasión por la música y lo mucho que le gustaría dedicarse a ello, creando sus propias canciones y transmitiendo a la gente lo que él siente. De hecho, desde Fundación Tomillo, en referencia al producto final que tenían que llevar a cabo los adolescentes en un proyecto sobre la capacidad resiliente que poseen, Alejandro optó por sorprendernos con una canción de rap compuesta por él mismo.

Por último, este joven muestra su madurez, y resumiendo su paso por Fundación Tomillo, apela a su gran evolución personal con una frase tan llamativa cómo él: “Los obstáculos están dentro de nosotros, por eso es importante conocerse a uno mismo para poder derribarlos”.

Escuela de Oportunidades es un proyecto de Fundación Tomillo con la colaboración de Fundación «la Caixa», a través del programa CaixaProinfancia, y JP Morgan que busca apoyar a las y los menores más vulnerables de la zona sur de Madrid.

Sus objetivos están vinculados con dos de las problemáticas acrecentadas por la emergencia sanitaria en el último año. Por un lado, disminuir la brecha educativa y digital acompañando el trayecto formativo de las y los jóvenes con actividades lúdicas y motivadoras diseñadas con base digital. Por otro lado, contribuir al desarrollo de competencias que ayuden a las y los jóvenes a curar las cicatrices socioemocionales dejadas por el confinamiento que rompió con el tejido social en el que desarrollaban sus actividades cotidianas.

Compartir